Los naufragios de Truk Laggon | Micronesia - RUTA 33
Menu

Los naufragios de Truk Laggon | Micronesia

Los naufragios de Truk Laggon | Estados Unidos, Japon, Nueva Guinea

Bajo las cristalinas aguas del atolón Chuuk, en el Pacífico Sur, siete grados al norte del ecuador, cerca de Nueva Guinea, se encuentran los restos de una docena de buques de guerra japoneses, más de treinta barcos mercantes y cientos de aviones. La flota una vez estuvo estacionada en el Truk Lagoon, ahora conocido como Chuuk, en lo que era una importante base de la Armada Imperial japonesa en el Pacífico Sur, durante la Segunda Guerra Mundial. La armada incluía acorazados, portaaviones, destructores, buques cisterna, buques de carga, remolcadores, barcos de guerra, barcos de limpieza de minas, lanchas de desembarco y submarinos. Era el equivalente al Pearl Harbor de los estadounidenses.

El atolón Chuuk se encuentra dentro del alcance de las Islas Marshall y fue una fuente importante de apoyo a las tropas japonesas situadas en islas y atolones del Pacífico central y sur. Estas islas tenían instalaciones como pistas de aterrizaje, talleres de reparación de submarinos, un centro de comunicaciones y una estación de radar. Cañones de defensa costera y emplazamientos de mortero protegían estas instalaciones. Con miles de tropas y armamento pesado entre las islas, Truk Lagoon se había convertido en el “Gibraltar del Pacífico” y en una amenaza significativa. La neutralización de esta amenaza se convirtió en esencial para los enemigos.


La Operación Hailstone (“operación granizo”) fue el nombre en clave de una operación estadounidense para el asalto a Truk Lagoon, que se llevó a cabo los días 17 y 18 de febrero de 1944. Más de 500 aviones, cinco portaaviones, cuatro portadores de luz, siete acorazados, así como numerosos cruceros, destructores, submarinos y otros buques de apoyo entraron a Truk Lagoon en un ataque por sorpresa. Por desgracia para los EEUU, los japoneses ya habían retirado sus aviones más notables, acorazados y cruceros pesados ​​de la base por miedo a que ocurriese un movimiento exactamente como el que ocurrió. Sin embargo, numerosos buques de guerra y buques mercantes más pequeños se quedaron anclados, además, cientos de aviones estaban estacionados en los aeropuertos del atolón. Estos fueron destruidos por los bombardeos.

Al final de los dos días de ataque, los estadounidenses habían hundido doce buques de guerra japoneses, 32 buques mercantes, y destruido unos 250 aviones. Miles de japoneses murieron. Por su parte, Estados Unidos sufrió la pérdida de 40 hombres y 25 aviones. El ataque terminó con Truk Laggon, pues ya no sería una amenaza importante para las operaciones aliadas en el Pacífico central.


Hoy en día, los restos de Truk Lagoon, a veces referido como la “flota fantasma de Truk Lagoon”, sirven como un sitio excelente para hacer submarinismo. La mayor parte de los naufragios se encuentra en aguas de menos de quince metros por debajo de la superficie. El lugar todavía está lleno de explosivos, minas, municiones, detonadores, torpedos y proyectiles, así como de restos humanos. Todos estos restos cuenta con incrustaciones de coloridos corales, los que a su vez han atraído una gran diversidad de vida marina, incluyendo manta rayas, tortugas y tiburones.

La laguna es ahora parte del estado de Chuuk dentro de los Estados Federados de Micronesia, y se componen de varias islas rodeadas por un arrecife de protección, el cual rodea el puerto natural y cubre más de 2.100 kilómetros cuadrados de superficie.











Comparte esto: