Las rocas campanillas de Pennsylvania - Una peculiar singularidad geológica - RUTA 33
Menu

Las rocas campanillas de Pennsylvania - Una peculiar singularidad geológica


Si golpeas una roca, lo que se esperarias es escuchar un 'ruido' opaco. O tal vez una 'tintineo'. Definitivamente no un sonido de campanilla. Así que te sorprenderá saber que en realidad esas rocas campanillas sí existen. Ubicado en medio de 128 acres del Ringing Rocks County Park, en Pennsylvania - EE.UU, esta un campo de piedras únicas. Repartidos por siete a ocho hectáreas, las rocas producen un 'sonido metálico' al ser golpeado con un martillo u otro pedazo de roca. Los nativos americanos han sabido sobre las rocas durante siglos, y pasado sus conocimientos a los primeros colonos blancos a mediados de 1700.

El sonido producido por las rocas es tan inesperado que conseguiría que te preguntes si realmente están hechas de piedra. Realmente suenan hueco y metálico. El extraño fenómeno ha desconcertado a los científicos y geólogos desde hace años. Varios experimentos se han realizado en las rocas campanillas, pero la razón exacta del sonido inusual, sigue siendo desconocido.

Imagen superior:

Imagen: lucindalunacy

Richard Faas, un geólogo de Pennsylvania, a examinado algunas de las rocas en su laboratorio en 1965. Se descubrió que cuando se golpea, cada roca individuales producían tonos de baja frecuencia que no son audibles para el oído humano. Los tonos de múltiples rocas interactúan entre sí y es el sonido colectivo que llegamos a oír.

Faas fue capaz de determinar la naturaleza del sonido, pero aún no podía explicar por qué estas rocas eran tan especiales. Están hechas de una sustancia volcánica llamada diabasa - que consiste en hierro y otros minerales duros como todas las piedras. Pero algo en la composición los hace diferentes. Algunos científicos creen que el estrés dentro de las rocas es responsable del campanilleo.

No es sólo el sonido que hace que este campo de rocas inusual. La mayoría de los campos de rocas se crean como resultado de una avalancha de una ladera de alguna montaña que colapso. Pero este campo se encuentra en la cima de una colina, no en la parte inferior. Así que no es el resultado de un deslizamiento de tierra. Y no hay ninguna evidencia que apunta a los glaciares tampoco. Entonces, ¿cómo llegaron las rocas allí?

Imagen: David M

Hay otra cosa muy rara en el campo - casi no hay vegetación o plantas vivas en la zona. Ni siquiera insectos. El campo de profundidad de 10 pies es más caliente que el bosque que lo rodea y ofrece muy poco en términos de alimento o refugio. Algunos han afirmado que las brújulas no funcionan en la zona estéril, no se ha encontrado ningún rastro de alta radiación de fondo, ni campos magnéticos anormales o extrañas actividad electromagnéticas. Así que supongo que eso descarta el ángulo sobrenatural también.

Pero en realidad no necesitamos saber la ciencia detrás de las rocas campanillas con el fin de admirarlos. Ringing Rock Park atrae a miles de turistas cada año, quienes no puede resistirse a golpear las rocas. Algunos de ellos incluso han encontrado maneras de jugar con las rocas como instrumentos musicales.

Imagen: Chris Tengi

Imagen: Chris Tengi

Imagen: Lisa GH

Imagen: rexpete

Imagen: Lisa GH


Comparte esto: